Países que confiaron en vacunas chinas y que ahora sufren rebrotes de COVID-19

junio 23, 2021

Un reporte del New York Times sugiere que las vacunas chinas no parecen responder a los efectos de las nuevas variantes

EEUU

Países que poseen una alta tasa de vacunación pero que están lejos de volver a la normalidad podría deberse a que las vacunas chinas no están resultando como se esperaba, según indica un reporte del New York Times. 



Se analizó los casos de islas Seychelles, Mongolia o Chile, lugares donde se prometió un regreso a la normalidad en el verano, sin embargos, estas naciones sufren ahora repuntes de contagios.

En Seychelles, Chile, Bahrein y Mongolia, del 50 al 68 por ciento de la población ha sido completamente inoculada, superando a Estados Unidos, según Our World in Data, un proyecto de seguimiento de datos.

Los cuatro se ubicaron entre los diez países con los peores brotes de COVID la semana pasada, señala el medio estadounidense. Y los cuatro utilizan principalmente inyecciones realizadas por dos fabricantes de vacunas chinas: Sinopharm y Sinovac Biotech.

“Si las vacunas son lo suficientemente buenas, no deberíamos ver este patrón”, dijo Jin Dongyan, virólogo de la Universidad de Hong Kong.

En Estados Unidos, alrededor del 45 por ciento de la población está completamente vacunada, principalmente con dosis elaboradas por Pfizer-BioNTech y Moderna. Los casos han caído un 94 por ciento en seis meses.

Israel proporcionó inyecciones de Pfizer y tiene la segunda tasa de vacunación más alta del mundo, después de Seychelles. El número de nuevos casos confirmados diarios de coronavirus por millón de habitantes en Israel es ahora de alrededor de 4,95.

En Seychelles, que dependía principalmente de Sinopharm, ese número supera los 716 casos por millón.

Disparidades como estas podrían crear un mundo en el que tres tipos de países emerjan de la pandemia: las naciones ricas que usaron sus recursos para asegurar las vacunas Pfizer-BioNTech y Moderna, los países más pobres que están lejos de inmunizar a la mayoría de los ciudadanos, y luego las que están completamente inoculadas pero solo parcialmente protegidas, sostiene The New York Times.

China, así como las más de 90 naciones que han recibido las vacunas de ese país pueden terminar en el tercer grupo, lidiando con esta pandemia durante meses.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *