Morazán y los soldados hondureños

octubre 3, 2022

TEGUCIGALPA, HONDURAS

La celebración del nacimiento de nuestro máximo héroe Francisco Morazán ha sido trastocada por la temeridad de ciertos políticos que han llegado a la osadía de auto-considerarse descendientes encarnados de Morazán, pero no solo hoy, sino desde antes. Carlos Roberto Reina, a lo más que llego fue a proclamarse soldado de Morazán, pero nunca a creerse una especie de carnal del héroe de la Batalla de la Trinidad. Creo que lo más adecuado en la herencia social de la historia, para honrar la figura de Morazán, es consagrar la fecha de su nacimiento dedicada al soldado hondureño, ese ciudadano que al cumplir el servicio militar con un desempeño noble y honrado se hace acreedor al reconocimiento de la Patria y de la ciudadanía. Nada mejor que reconocer el trabajo que realiza el soldado en la salvaguarda de la soberanía hondureña para honrar la memoria del Gral. Francisco Morazán.



Aprender de las experiencias y de las tareas complejas que tienen que cumplir los soldados es algo que muy pocas personas se interesan en conocer, pero debería interesarnos tomar en cuenta que la diferencia de la vida que lleva un soldado y un civil es muy notable. Sin conocer los avatares y las exigencias físicas y mentales que debe sobrellevar un soldado, nos hace a los civiles los más ignorantes desde nuestras posiciones cómodas que nos permiten las libertades y el confort que disfrutamos y que no tiene un soldado.

Para empezar a conocer un poco más de la trascendencia que tienen nuestros soldados hay que bucear un poco en la historia para leer además de la vida de Morazán, al Gral. Cabañas y a otros militares que han forjado su vida con tareas meritorias al servicio de Honduras. En la historia de grandes soldados como Francisco Morazán y José Trinidad Cabañas conoceremos en gran medida al resto de los soldados de aquella época y podremos entender a los soldados de nuestros tiempos. En su conjunto nuestros soldados forman la cohesión del orgullo nacional cuando hablamos de vigilar y defender a la Patria.

Muchas veces el choque entre civiles sin conciencia y soldados que cumplen una misión, llega a la ingratitud de tratar con menosprecio al elemento militar que en el cumplimiento de una misión asignada debe hacer uso del poder que le da la condición de autoridad para velar por el respeto a la ley. La actitud de humildad de nuestros soldados, que en su mayoría proceden de la zona rural, algunas veces es objeto de menosprecio por la gente que vive en el confort de la modernidad. Y como nuestros soldados en su mayoría son personas de procedencia humilde, los ignorantes que se pavonean en la ciudad consideran que los soldados son personas de menor importancia social. Esto es producto de la incultura y la poca educación de los citadinos que creen que andar en un vehículo lujoso los vuelve superiores ante la vista de los demás.

Nadie tiene más valor social que un soldado por ser un defensor de la patria, en los soldados nos recostamos cuando sabemos que nuestro país está en peligro y en ellos depositamos la confianza de saber que podemos dormir tranquilos cuando vigilan la seguridad del país. Igual que sabemos que son nuestros soldados los garantes de sostener la democracia y velar por el respeto de nuestra Constitución. En el reciente episodio político del 2009, nuestros soldados fueron colocados injustamente en el centro de un conflicto desatado por los apetitos politiqueros, pero cuando les toco actuar lo hicieron acatando el mandato de la Constitución. En ese momento, nuestros soldados, respetando y acatando la ley, solo cumplieron una orden emanada del Poder Judicial y dejaron el poder en manos de los civiles que fueron los que armaron el conflicto. Los que hablan de Golpe de Estado son ignorantes, perversos y mentirosos. El golpe se lo dieron entre políticos, nuestros soldados solo cumplieron una orden del Poder Judicial como les manda la ley sin abandonar sus cuarteles.

Para juzgar el papel histórico de nuestros soldados hay que comprender la historia con honradez, los que la distorsionan para acomodarla a sus intereses bastardos son los que crean aspectos temporales inventando situaciones que no corresponden a la verdad. Hoy, cuando se celebra el aniversario del héroe máximo Francisco Morazán, es oportuno recordar las paginas brillantes que han escrito con sus acciones nuestros soldados hondureños, que en todo momento han estado presentes en la defensa de nuestra soberanía territorial, con toda su capacidad y convicción, para enfrentar las consecuencias que conlleva sacrificarse por evitar que intereses extraños se apoderen del país.

Igual que ayer, estamos seguros que serán los mismos soldados los que estarán dispuestos a jugarse su propia vida por evitar que apátridas y traidores jueguen con el honor de la Patria y con la honra de la institución armada de la cual forman parte. Loor a nuestros soldados, que igual que Morazán y Cabañas han sido y serán mártires de por siempre, dispuestos a no permitir que la Patria sea mancillada por intereses bastardos.

Así son las cosas y así se las hemos contado hoy lunes 3 de septiembre de 2022.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.




buy windows 11 pro test ediyorum