Vinculan a maras casa de masajes adonde prostituían a menores

agosto 5, 2018

Los fiscales y policiales, encontraron altares a la santa muerte y a San Simón, un santo popular producto del sincretismo religioso.

 

 



Cortés, Honduras.

Agentes contra la trata de personas ligan a las maras la casa de masajes, en la que fue capturada y enviada a prisión la encargada del lugar y tres menores fueron rescatadas.

La Unidad Contra la Explotación Sexual y Comercial y Trata de Personas del Ministerio Público hace la relación con miembros de grupos criminales por las investigaciones a los propietarios de la casa de masajes que contrataban por Facebook a jovencitas para prostituirlas.

Lea aquí:   Policía detiene en Nacaome a cabecilla de la MS-13 salvadoreño

En el interior de la casa, entre la 3 y 4 avenidas y 5 calle de Guamilito, allanada la noche de este jueves, fue detenida Marleny Colón García, acusada de proxenetismo y enviada a prisión.

Los fiscales y agentes recuperaron a tres menores de edad que en sus declaraciones relataron el modo en que fueron contratadas, así como tipo de trabajo que realizaban.

Los fiscales y policiales, encontraron altares a la santa muerte y a San Simón, un santo popular producto del sincretismo religioso, venerado por viajeros, mareros, prostitutas y miembros del crimen organizado.

En uno de los altares está la imagen del personaje con un traje negro, camisa blanca, sombrero, bigote y con un puro en la boca rodeado de velas de diferentes colores que simbolizan las peticiones de amor, prosperidad, salud y contra celos y hechizos.

Se puede observar que el altar también está rodeado de botes de varias clases de licores, cigarrillos, puros, así como ruda y flores.

Operación

Luego de varios meses de investigaciones, la Unidad contra la Explotación Sexual y Comercial y Trata de Personas que opera a nivel nacional allanó la casa de masajes en el barrio Guamilito.

Lea también:   Detienen tres personas por homicidio en el Lago de Yojoa

El objetivo de la acciones de los fiscales y agentes era capturar a los miembros de una red dedicada a contratar mujeres por Facebook a quienes les ofrecen trabajo, pero al ser contratadas son obligadas a prostituirse.

Por Facebook, mujeres ligadas a cabecillas y pandilleros de la MS-13 ofrecían el trabajo y escogían mujeres, sobre todo menores de edad bonitas.

En la casa disfrazada con servicios de masajes, los precios oscilaban entre 1,500 a 2,500 lempiras, según el cliente, revelan las autoridades.

Luego de la captura, Marlely Colón García fue acusada de proxenetismo, por lo cual el juez la envió a prisión.

Finalmente, este miércoles la Fiscalía presentará en la audiencia inicial las pruebas en su contra.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *