Widget Image

Un operativo exitoso

TEGUCIGALPA, HONDURAS

Los medios en general han podido testimoniar junto a una buena cantidad de observadores el funcionamiento efectivo de transmisión de resultados realizado por el Tribunal Supremo Electoral, contando con la presencia de observadores de la Unión Europea, de la OEA y de la Embajada de Estados Unidos en Tegucigalpa. El simulacro es una acción que se realiza en todos los eventos electorales para verificar que el sistema de transmisión es capaz de responder al tráfico de transmisión de datos el propio día de las elecciones. El Centro de Operaciones del Tribunal Supremo Electoral tuvo una transmisión y divulgación de los resultados de manera efectiva, con lo cual el TSE cumplió fielmente con la agenda planificada de aquí hasta el 26 de noviembre, día de las elecciones.

En el simulacro participaron más de dos mil custodios electorales, mismos que se encargaran del equipo de transmisión de los resultados el día de las elecciones, con lo cual se ha cumplido también con el adiestramiento de este personal que es clave en este trabajo especial en donde el TSE se pone a prueba para ofrecer resultados de una manera ágil y transparente.

El equipo logístico enviado a 201 municipios de 16 departamentos de nuestro país, entró en la calistenia electoral y forma parte de los equipos que se instalarán en las 2,400 mesas electorales, los ejercicios realizados el domingo han permitido verificar el funcionamiento de todos los elementos que están involucrados en la votación. Los técnicos en la materia dicen que el sistema empleado es fuerte y con capacidad para resistir los posibles ataques que pudieran provenir de sujetos inescrupulosos que quisieran atentar contra la divulgación de resultados, los famosos ‘hackers’, que tienen una capacidad para distorsionar cualquier sistema. Han participado las dos empresas telefónicas celulares con canales de voz y datos, además del sistema, también funcionó a prueba de interrupción de la electricidad y la velocidad de internet.

El responsable de la empresa Dale, encargada de los nuevos resultados electorales, es un viejo experto en la materia que conoce el trabajo para crear un proceso de transmisión que sea ante todo creíble. De las pruebas del domingo, el señor Tedy Dale se mostró satisfecho por las óptimas condiciones en que se celebró el proceso. La encargada de negocios de Estados Unidos en Honduras señora Heidy Fulton manifestó que un operativo como el del domingo genera confianza en el proceso electoral hondureño, agregando que le gustaría ver un proceso tranquilo, pacífico y participativo para que los hondureños elijan a sus nuevos líderes. El simulacro electoral sirvió para que la comunidad internacional conociera el proceso y generar confianza en el mismo.

Ahora solo queda que los hondureños actuemos con responsabilidad, porque en materia de transparencia el TSE ha hecho lo que procede, como es atraer la mayor presencia de la observación internacional que llega a nuestro país sin ninguna clase de restricciones ni reservas, permitiendo que actúen como jueces observadores para dar fe de todo lo que ocurra en nuestro evento electoral. Nadie podrá decir a partir de ahora que no se han dado las suficientes y necesarias satisfacciones a los partidos participantes, porque el máximo organismo electoral ha puesto toda su disposición al servicio del proceso, para que este se realice conforme las normativas existentes en procura de garantizar una elección de nuevas autoridades con la concurrencia del pueblo hondureño.

Debemos de sentirnos orgullosos y tranquilos por este nuevo paso que da en firme la democracia hondureña, en que sin caracoleos se está marcando una pauta que es observada con mucha atención por la comunidad internacional. La marcha del proceso es como la han permitido todos los partidos, y como hemos dicho estamos ante una elección inédita marcada por la reelección presidencial que fue permitida por los mismos partidos cuando estos aceptaron inscribirse sin condiciones atendiendo la convocatoria del TSE.

A pocos días del 26 de noviembre, los candidatos queman sus últimos cartuchos, y el TSE ha hecho lo propio con la calistenia de transmisión de datos sin que se reporten inconvenientes en el sistema, lo cual genera tranquilidad y seguridad, porque una elección resulta a satisfacción del pueblo, cuando después de cerrada la votación, el TSE ofrece los primeros resultados sin más dilaciones que las normales, que se obtienen en las siguientes dos horas de cerrarse las urnas.

Todo lo que digan los opositores irracionales también entra en el juego democrático. Lo importante es que el máximo organismo que es el TSE, demuestre con el operativo del domingo que el proceso está cumpliendo con todos los rigores que exige la democracia para tener unas elecciones transparentes y creíbles.

Así son las cosas y así se las hemos contado hoy lunes 13 de noviembre de 2017.