Trump propondrá a una mujer para la Corte Suprema de EEUU

septiembre 20, 2020

El fallecimiento de Ginsburg el viernes por cáncer tras 27 años en la corte entregó a Trump, quien busca la reelección el 3 de noviembre.

Estados Unidos

El presidente Donald Trump dijo el sábado que propondrá a una mujer para que se siente en la Corte Suprema de Estados Unidos, un paso que inclina la corte más a la derecha después de la muerte de la jueza progresista Ruth Bader Ginsburg.



«Presentaré una candidata la próxima semana. Será una mujer», dijo Trump en un mitin de campaña en Fayetteville, Carolina del Norte. «Creo que debería ser una mujer porque en realidad me gustan las mujeres mucho más que los hombres».

Mientras Trump hablaba, los partidarios cantaban: «Llena ese asiento».

Antes, elogió a dos mujeres como posibles opciones para la Corte Suprema de Estados Unidos: conservadoras que ascendió a los tribunales federales de apelaciones.

Trump, que tiene la oportunidad de nombrar a un tercer juez para un cargo vitalicio, mencionó a Amy Coney Barrett del Séptimo Circuito de Chicago y a Barbara Lagoa del Undécimo Circuito de Atlanta como posibles candidatas.

El fallecimiento de Ginsburg el viernes por cáncer tras 27 años en la corte entregó a Trump, quien busca la reelección el 3 de noviembre, la oportunidad de expandir la mayoría conservadora del tribunal a 6-3 en un momento de gran división política en Estados Unidos.

«Nos pusieron en esta posición de poder e importancia para tomar decisiones por las personas que tan orgullosamente nos eligieron, la más importante de las cuales ha sido considerada por mucho tiempo como la selección de los jueces de la Corte Suprema de Estados Unidos», dijo Trump en Twitter.

«¡Tenemos esta obligación, sin demora!».

Cualquier nominación requerirá la aprobación en el Senado, donde los republicanos de Trump tienen una mayoría de 53-47.

No todos los senadores republicanos respaldaron la iniciativa. Susan Collins de Maine dijo el sábado que Trump debería esperar antes de realizar un nombramiento.

«Para ser justos con el pueblo estadounidense, que reelegirá al presidente o seleccionará uno nuevo, la decisión sobre una designación vitalicia en la Corte Suprema debería ser hecha por el presidente que resulte electo el 3 de noviembre», dijo en Twitter Collins, que a su vez enfrenta una dura campaña por su propia reelección.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *