Trump obliga a Ford y General Motors a dejar México

enero 3, 2017

Ford Motor se replantea el plan de expansión estratégica. El segundo fabricante de coches de Detroit, bajo una intensa presión, anuncia la cancelación de una inversión de 1.600 millones de dólares en México. A cambio, destinará 700 millones a expandir la producción de coches eléctricos en Michigan. El paso se conoce horas después de que el presidente electo, Donald Trump, amenazara a su rival General Motors por vender en el mercado estadounidense modelos que fabrica en México.

Se trata del primer golpe para uno de los sectores estratégicos de la economía mexicana. Junto con el manufacturero, el sector del automóvil vive literalmente de la demanda del vecino del norte. La hiperdependencia con EE UU –casi un 80% de las exportaciones y más de la mitad de la inversión extranjera directa– es uno de motores del crecimiento mexicano y antes de llegar a la Casa Blanca, el efecto Trump ya está haciendo temblar los cimientos.



“La decisión de Ford confirma el riesgo de una caída de la inversión extranjera directa en México a partir de 2017 y hace probable que el tipo de cambio alcance nuevos máximos en el corto plazo”, señala Gabriela Siller directora de análisis de Banco Base. Pocos minutos después del anuncio de Ford, el baile cambiario alcanzó un máximo en la sesión y en lo que va del año de 20.9 pesos por dólar. Afectado durante más de un año por las turbulencias financieras, la victoria del magnate republicano revolucionó al peso, alcanzando el pasado 11 de noviembre, su máximo histórico de 21.3 pesos por dólar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *