Suman nueve muertos por COVID-19 en Estados Unidos

marzo 3, 2020

 

Estados Unidos 



Tres nuevas víctimas mortales por COVID-19 fueron reportadas este martes por el Departamento de Salud Pública del condado de King, en el estado de Washington, lo que eleva la cifra total de muertos en Estados Unidos a nueve, todos ellos en este estado del extremo occidental del país.

Según informó una portavoz del hospital Harborview Medical Center, una persona murió el pasado 26 de febrero, dos días después de haber sido trasladada hasta este centro desde el asilo Life Care Center in Kirkland, al este de Seattle y ubicado en el condado de King.

Por ello, la víctima es presumiblemente la primera en el país a causa de esta enfermedad, aunque se conociera después de las dos del fin de semana y otras cuatro este lunes.

El paciente presentaba “condiciones médicas preexistentes”, dijo en un comunicado la portavoz del centro médico Susan Gregg, quien agregó que parte del personal de este asilo está siendo vigilado dado que podrían estar expuestos a la enfermedad en vista de que mientras “trabajaban en una unidad de cuidados intensivos donde el paciente había sido tratado”.

Otras dos personas murieron en el condado de King, reportaron las autoridades sanitarias de este condado, donde se asienta la ciudad de Seattle, y vecino del de Snohomish, que también reportó un muerto este lunes.

En total, se han confirmado 21 casos en esta región, incluyendo los 9 muertos, buena parte de ellos de la citada residencia de ancianos donde medio centenar de residentes y empleados mostraron síntomas de haber contraído el COVID-19.

La noticia de los nueve extintos se da el mismo día en que las autoridades de Nueva York anunciaron este un segundo caso confirmado de nuevo coronavirus y las de Florida un posible tercer caso, en este caso al haber dado positivo las pruebas hechas por las autoridades sanitarias estatales.

Los federales Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) dieron cuenta hoy de al menos 108 casos en EE.UU., 60 de ellos descubiertos en suelo estadounidense y el resto entre personas repatriadas desde el exterior.

La Reserva Federal dio este martes un paso al frente en medio de la creciente preocupación de un frenazo económico por la expansión global del COVID-19, con un recorte de emergencia de medio punto en los tipos de interés, algo no visto desde la crisis financiera de 2008-09.

“El brote está alterando la actividad económica en muchos países y seguramente lastrará la actividad económica aquí y en el exterior durante algún tiempo”, dijo Jerome Powell, presidente de la Fed.