Se entera en su boda de que su esposo va a ser padre con otra mujer

mayo 10, 2020

La recién casada perdió el control y salió corriendo.

Redacción

Una mujer embarazada arruinó sin querer la boda de su ex novio. Lo hizo cuando reveló de forma accidental a la novia que el bebé que esperaba era de él.



Según informa The Mirror, la mujer, que no quiso desvelar su identidad, explicó que ella y su ex habían salido durante tres años antes de separarse. Luego él conoció a su actual pareja, pero nunca habían dejado de “hablar”.

“Como se podría adivinar, no fui invitada a la boda personalmente ni él me dijo nada a pesar de que hablamos a diario. Bueno, me enteré por su abuela, ya que tenemos mucha relación y ella me sugirió que me colara en la ceremonia, dadas las circunstancias.”, explica la mujer.

Al principio dudó si hacerlo, pero finalmente se decidió porque necesitaba cerrar heridas de algún modo. Aunque ese modo fuera verle en el altar con otra y le pudiera doler.

Así que cuando llegó el día, su abuela la “metió a hurtadillas” para que pudiera ver la ceremonia.

“Fue hermoso. Derramé algunas lágrimas, pero realmente solidificó las cosas y me hizo pasar página”, recuerda la joven.

Una vez que terminó la ceremonia, ella se estaba preparando para irse, pero su abuela la animó a ir a la recepción también y sentarse a su lado en la mesa familiar. Fue incómodo, pero lo hizo.

Estaba entre toda la familia cuando llegaron los novios, la saludaron. La nueva esposa incluso la felicitó por el embarazo, que era visible.

“Le agradecí y le dije algo acerca de cuán maravilloso iba a ser que ellos formaran parte de la vida del bebé porque él era el padre. Resultó que ella no sabía ese dato, que mi bebé, que nacería en cuatro meses, era de su esposo.

La recién casada perdió el control y salió corriendo. Él trató de correr detrás de ella. Por suerte para mí, mi ex cuñado vino y me ayudó a salir de allí lo antes posible”, escribió la embarazada en un post en redes sociales.

Sin lugar a dudas, parece la escena de una película, aunque dicen que la vida a veces supera a la ficción.

Después de todo el drama de aquel día, la mujer admitió que su ex aún la llama para chequear cómo está y si está todo bien con el embarazo. Aunque no fue él sino la abuela quien le contó que la pareja se separó y que habían pedido la anulación matrimonial.