Edificarán El Pozo III en rancho que fue de “Los Cachiros”

febrero 12, 2018

De los tres inmuebles visitados, una finca situada en la aldea Zamora es la que pareció tener mejores condiciones para la edificación del presidio

 

Tegucigalpa, Honduras.



En una hacienda incautada  en Tocoa, Colón, a los “Los Cachiros” antiguo  el cartel de más poderoso de narcotráfico en Honduras, se construirá el Pozo III.

“Este es un terreno que fue incautado a personas por casos de narcotráfico, pretendemos construir un centro penal”, dijo la directora del INP, Irene Gudiel Ardón.

Lea aquí: Reflexión para no lesionar la libertad de expresión pide la AMC

Este nuevo proyecto carcelario se encuentra en la primera fase, la semana pasada se inspeccionaron tres ranchos incautados a Los Cachiros, y en los próximos días se tomará la decisión de escoger cuál será la nueva sede penitenciaria, indicó.

En rancho que fue de “Los Cachiros” edificarán El Pozo III

De los tres inmuebles visitados, una finca situada en la aldea Zamora es la que pareció tener mejores condiciones para la edificación del presidio.

Este rancho se encuentra bajo gestión de la Oficina Administradora de Bienes Incautados (Oabi), pero cedida en comodato al Centro Universitario Regional de Litoral Atlántico.

Esta iniciativa representa que por primera vez un bien despojado legalmente a un grupo criminal será usado como reclusorio, pero que todavía no hay un prepuesto para los proyectos ni planos de la obra, explicó la funcionaria.

La funcionaria explicó que al nuevo centro serán enviados solo personas condenadas de cárceles que se encuentran en mal estado y en zonas urbanas.

De los centros penales de Puerto Cortés (Cortés), Trujillo (Colón), La Ceiba y Tela (Atlántida), donde actualmente hay 643 condenados, se trasladarían los primeros reos al Pozo III. En esos cuatro penales hay otros 1,022 presidiarios sin condena.

“Lo que se está haciendo es mejorar estos lugares para sacar estos centros penitenciarios de centros de las ciudades, no solo porque estén en mejores condiciones los privados de libertad, sino que la ciudadanía en general por el riesgo que corren las personas que están cerca de estos penales”, remarcó la directora del INP.

La cárcel de Tocoa será un complejo en el que los condenados puedan recibir capacitación en actividades agrícolas, dijo Gudiel Ardón.

Antecedentes

Devis Leonel y Javier Heriberto Maradiaga, alias Los Cachiros, se entregaron a la justicia de Estados Unidos, en el año 2015.

La Oabi tendrá que finiquitar un contrato de comodato de la finca que firmó con el Centro Universitario del Litoral Atlántico, ya la misma se encuentra en uso.

Solicitud

El INP deberá hacer una solicitud formal a la Oabi para requerir la finca en la aldea Zamora y usarla como sede del penal.

“Con esta nueva cárcel de Tocoa ya no habrá necesidad de construir más centros penales”, aseguró la administradora de los presidios.

En Honduras hay 26 cárceles, entre penitenciarías nacionales y centros penales, además de dos batallones militares y una instalación policial que sirven como prisiones en donde hay 19,853 reos.

Del universo de encarcelados, 8,874 tienen condena y otros 10,970 se encuentran sin sentencia y en distintas etapas de sus procesos criminales.

Una infraestructura carcelaria decadente, penitenciarías hacinadas y administraciones penales corruptas convirtieron al circuito de prisiones en “universidades del crimen”.

Las autoridades se convencieron de que las prisiones eran centro de operaciones de grupos criminales que han generado repuntes en los índices delictivos, por lo que hicieron inversiones para construir nuevos penales de máxima seguridad con estándares internacionales.

En 2016 entró en funcionamiento el centro penal de Ilama, Santa Bárbara, conocido como El Pozo I, en cuya construcción se invirtieron $21.9 millones y en donde se encuentran 1,523 presos.

En 2017, por igual monto se edificó El Pozo II, como se bautizó al centro penal de Morocelí, El Paraíso, en el que están recluidas 1,523 personas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *