Observatorio de la Violencia rechaza derogación de decreto que prohibía dos hombres en moto

diciembre 10, 2020

Tegucigalpa, Honduras

Migdonia Ayestas, directora del Observatorio de la Violencia de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras, reprochó la decisión del Congreso Nacional de derogar el decreto que prohibía la circulación de dos hombres en motocicleta.



La decisión se toma, según los congresistas, por la reducción de homicidios por cada 100 mil habitantes en Honduras.

Sin embargo, la medida se mantiene en áreas rurales.

Cabe destacar que se ha detectado que en los últimos homicidios, principalmente contra trabajadores del transporte urbana, los asesinatos son cometidos por mujeres sicarias que se transportan como pasajeras en motocicletas.

En ese sentido, Ayestas arguyó que el año pasado cerró con un índice de criminalidad de 44.9 homicidios por cada 100 mil habitantes. “Señores diputados, es la tasa más alta de Centroamérica, también una de las tasas más altas del mundo, y eso se vuelve un problema, aunque en Honduras haya bajado, pero nos expone como un país que, sin estar en guerra, hay tanta violencia y criminalidad”, reseñó.

Refirió que el año pasado fueron más de cuatro mil homicidios los que ocurrieron en Honduras, y este año hasta septiembre ya se contabilizaban más de tres mil muertes violentas y cuando se ve toda la tasa de violencia y criminalidad medida en tasa de homicidios no solamente es de decir el número y cuánto bajó, es ver los posibles móviles por qué están matando a los hondureños.

“Es contraproducente que sólo piensen y legislen en base a un número porque, como lo he dicho, es el único indicador que ven, precisamente se tienen que analizar los posibles móviles, cuando muere violentamente una persona, generalmente y más o menos en un 75 por ciento tiene que ver con la criminalidad organizada, específicamente narcotráfico, narcomenudeo y tráfico de armas y cuando le dan muerte violenta a una persona buscan un automotor que generalmente es una motocicleta en la que van dos hombres, y recuerde que ahora también están utilizando a las mujeres para salvaguardar esa medida”, arguyó Ayestas.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *