Niña murió atada luego de haber sido castigada por mojar la cama

agosto 20, 2020

La niña de ocho años también tenía cortes y marcas en la frente, así como múltiples hematomas, y sus dedos estaban azules cuando los oficiales la encontraron.

Estados Unidos

Un padre y su pareja fueron acusados de asesinar a su hija de ocho años por haberse orinado en la cama. El terrible caso ocurrió en Minnesota, Estados Unidos. El hombre ató a su hija como castigo por mojar el colchón y la niña murió. El padre de la menor y su pareja fueron detenidos por la policía local.



El cuerpo de Autumn Hallow fue encontrado gravemente demacrado después de que la policía de Elk River, Minnesota, respondiera a una denuncia porque la menor se hallaba inconciente dentro de la bañera.

Según la Oficina del Sheriff del condado de Sherburne, al llegar a un complejo en el lado sur del río Elk, los oficiales encontraron a la madrastra de Autumn, Sarah Hallow, de 28 años, realizando compresiones en el pecho de la niña, quien según los oficiales parecía “extremadamente frágil y delgada”.

Los intentos de revivir a la menor no tuvieron éxito, y Autumn fue declarada muerta en el lugar. Según los investigadores, probablemente murió tiempo antes de que la policía recibiera la llamada, según la condición de su cuerpo.

Sarah Hallow y Brett Hallow, de 30 años, fueron arrestados y acusados ​​de un cargo de homicidio en segundo grado y homicidio en primer grado. La pareja está detenida sin derecho a fianza, según la revista People.

La denuncia penal establece que los agentes que respondieron a la emergencia notaron que Autumn se veía “extremadamente frágil y delgada”, y a pesar de que Sarah Hallow supuestamente afirmó que había encontrado a Autumn boca abajo en la bañera ese día, los agentes también dijeron que su piel estaba seca y su cabello ligeramente húmedo cuando la encontraron.

Según la información policial, Sarah Hallow declaró que Autumn dijo que se iba a dar una ducha, pero cuando fue a ver cómo estaba la niña unos 40 minutos después, la encontró boca abajo en el agua. Brett Hallow, por su parte, les dijo a los oficiales que se despertó con los gritos de Sarah y que encontró con Autumn acostada junto a ella en el piso.

Sin embargo, la niña de ocho años también tenía cortes y marcas en la frente, así como múltiples hematomas, y sus dedos estaban azules cuando los oficiales la encontraron, confirmó la policía. Un informe de la autopsia encontró un traumatismo en la cabeza y dijo que probablemente murió por asfixia.

 

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *