Mujer comparte los síntomas de su bebé con coronavirus

marzo 31, 2020

El bebé presentó mejoras y tras recibir tres inyecciones de antibióticos, fue enviado a casa.

Reino Unido

Toni Rhodes, quien vive en Essex, Reino Unido, compartió en su perfil de Facebook los síntomas que observó en su bebé de siete semanas positivo a coronavirus Covid-19.



Curtis, el pequeño niño, parecía “agitado”, su llanto era diferente al habitual y también estaba extremadamente cansado.

Además, no se movía mientras dormía, como suele hacerlo y, por las mañanas, su piel estaba manchada y uno de sus ojos estaba rojo, hinchado y lloroso.

También había desarrollado una tos leve y estornudaba periódica. Por el momento el niño se recupera en casa.

Debido a eso, Toni junto con su esposo, Ken, llevó a Curtis al hospital, inicialmente los médicos pensaron que su temperatura ligeramente elevada y su frecuencia cardíaca rápida eran causadas por una sepsis.

Le dieron antibióticos y les pidieron a los padres que permanecieran en el hospital durante 48 horas mientras esperaban algunos análisis de sangre.

Lea aquí: Pacientes con covid-19 podrían seguir siendo contagiosos días después de que desaparezcan los síntomas

A Curtis también le realizaron una prueba de COVID-19, como lo hacen actualmente en la mayoría de los pacientes del hospital, pero a la pareja se les dijo que tardaría unos días el resultado.

Una vez que Curtis presentó mejoras y tras recibir tres inyecciones de antibióticos, fue enviado a casa.

Our 7 week old baby has tested positive for coronavirus. He spent a couple of days in hospital and we are now at home…

Posted by Toni Rhodes on Thursday, March 26, 2020

Pero al día siguiente, su madre recibió una alarmante llamada: Curtis había dado positivo por Covid-19.

“Desde que está en casa, Curtis ha mejorado. Ahora solo está mostrando signos que describiría como haber superado los últimos restos de un resfriado”, escribió.

Toni dijo que la temperatura de su bebé es más baja y no quiere comer por la noche. Sin embargo, al día siguiente, vuelve a su estado habitual.

También suena como si estuviera congestionado, defeca más de lo normal y su popó tiene una textura pegajosa, “pero todo lo demás está bien”.

Curtis no ha necesitado medicamentos desde que está en casa, no obstante, deben llevarlo de vuelta al hospital si presenta dificultad para respirar.

“Estamos compartiendo nuestra historia para darles a los padres la tranquilidad de que los bebés pueden y estarán bien”, finalizó.