Widget Image

Inicio de diálogo es primer paso hacia un acuerdo nacional

La Plataforma: Ningún interés mezquino debe permitir colocar los intereses personales o de grupo, por encima de los de las grandes mayorías

 Tegucigalpa, Honduras

Los miembros de la Plataforma Ciudadana por Honduras (La Plataforma) respecto al inicio del proceso de diálogo político, que ha sido convocado por el Sistema de Naciones Unidas en Honduras, se manifestaron en estos términos:

Texto original

1)   Celebramos que la representación de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), haya tomado a bien convocar –a través de su representante residente- a las diferentes fuerzas políticas del país a “intercambiar opiniones para el desarrollo de un futuro diálogo nacional”; esta primera aproximación de las partes en conflicto se constituye en un trascendental paso hacia el acuerdo nacional que facilite la reconciliación entre todos los hondureños.

2)   La disposición de los ex candidatos presidenciales y presidentes de los partidos legalmente inscritos, de participar en el proceso de diálogo político, pondrá de relieve su interés en superar las diferencias generadas luego de los comicios celebrados el pasado 26 de noviembre de 2017, y trazar las líneas de acción consensuadas a fin de solventar los graves problemas que limitan el desarrollo integral y la prosperidad plena de la población.

Relacionado: Honduras: inicia el diálogo político para salir de la crisis

3)   Esperamos que de estas jornadas preparatorias del diálogo político, se establezcan las condiciones mínimas para iniciar a formular una metodología aceptada por todas las partes, definir el perfil del potencial facilitador y delinear los puntos indispensables de una agenda común; del mismo modo, que se precisen los mecanismos de participación ciudadana de los diferentes sectores de la sociedad hondureña en este proceso de diálogo nacional.

4)   Desde nuestra perspectiva, en esta etapa tan importante y crucial de la vida nacional, todos los hondureños debemos poner especial dedicación, esfuerzo y voluntad para coadyuvar en la solución de una crisis poselectoral que ha generado un nocivo impacto en la economía nacional y ha obstaculizado en adecuado desenvolvimiento de las actividades cotidianas de las empresas, las familias, las organizaciones y los ciudadanos; una agenda integral de reformas que enfrenten los principales retos y desafíos que tenemos como nación, debe ser la hoja de ruta a compartir para caminar de la mano por la senda del bienestar.

5)   Ningún interés mezquino debe permitir colocar los intereses personales o de grupo, por encima de los de las grandes mayorías; es momento oportuno para reconocer que el país requiere grandes cambios, para corregir los errores y vicios del pasado, e ir al encuentro del éxito como país.