La ganancia entra por los puertos

mayo 9, 2017

Para este año, la empresa espera un rendimiento cercano a los seiscientos millones de Lempiras.

 

 



Tegucigalpa, Honduras

El primer trimestre de este año refleja ganancias por ciento veintiocho millones de Lempiras en las operaciones de la Empresa Nacional Portuaria.

La cifra significa un incremento de casi el cincuenta por ciento respecto del mismo periodo del año pasado, cuando el año cerró con utilidades por cuatrocientos millones de lempiras.

Para este año, la empresa espera un rendimiento cercano a los seiscientos millones de lempiras, de acuerdo a su Gerente, leo Castellón.

Los puertos hondureños, ahora concesionados, han sido objeto de mejoras sustanciales con el apoyo financiero y técnico del concesionario que también ayuda en el ordenamiento de las operaciones y la administración de los puertos.

Mira también: Dos firmas inmobiliarias más operarán en Honduras

Puerto Cortés, por ejemplo, cuenta con un nuevo y moderno muelle de graneles que permite una descarga mucho más eficiente y rápida y en general, el número de horas que tarda el proceso de desembarque de la mercaderÍa se ha reducido sustancialmente, lo que se traduce en ganancias para las empresas y para la portuaria.

Igual van creciendo en infraestructura y capacidad operativa los puertos de San Lorenzo, en el Pacífico y Puerto Castilla, en la bahía de Trujillo.

Esta misma semana se informó de la entrega de la primera cuota del canon que la concesionaria Aeropuertos de Honduras, hizo al gobierno nacional como resultado de la operación de los puertos aéreos del país.

Mira también: Unos 58 taiwaneses interesado en invertir en Honduras

Por su parte, los viajeros al Norte del país, pudieron disfrutar de un paso por el primer mundo al usar la carretera CA-5 entre Tegucigalpa y San Pedro Sula, remodelada y mantenida en perfecto estado gracias a la concesión entregada a una empresa sudamericana.

El esquema de concesiones, producto del mundo globalizado de hoy, funciona en Honduras con eficiencia y economía, tanta que ha acallado sin necesidad de campañas publicitarias, las voces disonantes que se elevaron en su contra.

Mejores carreteras, puertos eficientes y rentables, aeropuertos seguros, limpios y ordenados, son solo algunas de las ventajas del sistema que además no implica una cesión de soberanía como reclaman los críticos, simplemente porque nadie puede levantar lo construido y llevárselo a otro país.

Lo que hay que hacer es perfeccionar las negociaciones, acrecentar las ventajas nacionales, asegurar la transparencia de las operaciones y darle oportunidad a los emprendedores nacionales para que también se beneficien de una iniciativa exitosa y rentable.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *