Kim Kardashian ayudará a familias afectadas por el COVID-19

marzo 28, 2020

 

Estados Unidos



La estrella televisiva Kim Kardashian donará, a través de su compañía textil, un millón de dólares para las familias afectadas por el COVID-19 y destinará el 20 por ciento de los beneficios a organizaciones benéficas con los mismos fines.

La iniciativa de la celebridad llegó al tiempo que indicó que volverá a poner a la venta la colección original de prendas de su firma Skims, cuyos beneficios por ventas dedicará a “apoyar a las madres y niños en necesidad durante este periodo”.

El jueves las autoridades de EE.UU. informaron de que 3 millones de personas perdieron su empleo en la última semana, después de que la crisis sanitaria por el coronavirus haya obligado a paralizar la mayor parte de negocios.

Anteriormente, la marca Skims, fundada por Kardashian, aseguró en su página web que derivaría el 20 por ciento de sus beneficios al Programa de Respuesta a la Emergencia COVID-19 de la plataforma “Baby 2 Baby“.

Por su parte, la hermana de Kardashian, Kylie Jenner, donó otro millón de dólares para que los hospitales de California adquieran materiales y equipos médicos para afrontar el aumento de pacientes por la crisis del coronavirus.

Asimismo, las estrellas del pop Taylor Swift y Ariana Grande están enviando dinero a algunos sus seguidores que han perdido sus empleos por la crisis del coronavirus, según difundieron los mismos ‘fans’ en redes sociales con imágenes de los ingresos y de las conversaciones con las artistas.

Dos fans de Swift aseguraron que la cantante les envió 3 mil dólares después de que publicaran en su blog que una había perdido su empleo como camarera por el cierre del negocio, algo que iba a perjudicar su capacidad para pagar las facturas.

Por su parte, Grande estaría siguiendo los mismos pasos de Swift, y habría accedido a páginas webs y foros donde interactúan sus seguidores, algunos de los cuales contaron sus problemas financieros.

Varios seguidores dijeron que recibieron dinero de la misma cuenta después de que Grande leyera sus mensajes, con donaciones que irían desde los 500 dólares hasta los mil 500, según la gravedad de la situación.