Industria turística está lista con medidas de bioseguridad que deben respetar los veraneantes

marzo 28, 2021

Se ha trabajado de forma personalizada en cada playa para poner divisiones por cuadrante.

Tegucigalpa, Honduras

Ante la cercanía del asueto por la Semana Santa, la ministra de Turismo, Nicole Marrder, aseguró que la industria turística a nivel nacional se encuentra lista para recibir a los veraneantes con todas las medidas de bioseguridad para salvaguardar su vida ante la covid-19.



«La industria privada turística ha realizado inversiones en los químicos especiales que se utilizan, en nuevos implementos y en tener más personal para poder atender de mejor forma a la población que decida movilizarse», indicó.

«Nos hemos ido preparando desde febrero, trabajando de forma constante en conjunto con la Cámara de Turismo y con todo el gremio turístico, para verificar que la industria está lista con todas las medidas de prevención», indicó Marrder.

El turismo fue declarado prioridad nacional por el presidente Juan Orlando Hernández, debido a que es uno de los rubros que más genera empleos en el país, constituyéndose como fuente de sustento para más de 300.000 familias.

Ante la pandemia de covid-19, el Gobierno, a través del Sistema Nacional de Gestión de Riesgo (Sinager), recomienda a los hondureños quedarse en casa en esta Semana Santa y que si salen a hacer turismo interno mantengan las medidas de bioseguridad para prevenir la propagación del coronavirus causante de esa enfermedad.

La Secretaría de Turismo ha impulsado la campaña de las «tres M» para poder disfrutar de forma segura la Semana Santa, las cuales consisten en: mascarilla en todo momento, mantener la distancia y manos limpias en todo momento.

Marrder recomendó a las personas que se movilicen siempre respetar el distanciamiento social en estas movilizaciones de Semana Santa.

«Es importante mantener un distanciamiento social cuando sabemos que puede haber un número grande de personas que se van a movilizar», apuntó.

Cuellos de botella

Marrder explicó que el máximo reto que las autoridades encargadas de turismo enfrentan en esta Semana Santa, en medio de la pandemia de covid-19, es en las playas públicas o en lugares turísticos abiertos, donde no haya una empresa encargada de hacer respetar el uso de las medidas de bioseguridad.

«El cuello de botella para el control son las playas públicas y los espacios abiertos, donde no hay un negocio o una empresa supervisando el manejo y la operación de estos espacios», aseguró.

Esto debido a que, en todas las actividades acuáticas, las personas deberán quitarse sus mascarillas, aumentando las posibilidades de contagio del virus por la convivencia con otras personas que se encuentren en el lugar.

«El cuello de botella viene a causa de que, al realizar actividades acuáticas, debemos quitarnos nuestra mascarilla, y al haber diferentes convivios sociales y familiares olvidamos ponérnosla de vuelta, causando ese riesgo de contagio», explicó Marrder.

Hacer su parte

La funcionaria insistió en que es importante que las personas que decidan movilizarse hagan su parte utilizando las medidas de bioseguridad y respetando totalmente cualquier tipo de regulación aplicada por las diferentes autoridades del rubro turístico para salvaguardar su salud y la de sus acompañantes.

«Tenemos los controles que pueden funcionar, siempre y cuando la población haga su parte; las playas, que sabemos tendrán la mayor afluencia de personas, serán separadas con el fin de evitar esas grandes aglomeraciones de personas», señaló.

Un dato importante es que las autoridades de turismo han venido trabajando en conjunto con las municipalidades para poder verificar la forma en que estas manejarán los diferentes controles de salubridad para esta Semana Santa.

La ministra explicó que también se ha trabajado de forma personalizada en cada playa para poner divisiones por cuadrante con el fin de evitar que se formen grandes grupos de personas y evitar la propagación del virus de la covid-19.

«Cada playa cuenta con características diferentes, por lo que hemos trabajado de forma personalizada con cada una, ya que es posible hacer las divisiones por cuadrante y mantener cierta cantidad de personas por cuadrante», manifestó.

«Por eso es muy importante que la población siga las instrucciones que se están implementando», reiteró.

Desplazamiento

Marrder también informó que los miembros de la Comisión Nacional de Prevención en Movilizaciones Masivas (Conapremm) ya se encuentran desplazándose por todo el país para poder mantener un mejor control en el uso de las medidas de bioseguridad.

«Todas las instituciones que conforman Conapremm se están desplazando en todo el país, donde ya hay organizados 70 puntos de control que se tendrán no solo en carreteras, sino también en las playas», explicó.

Las autoridades prestarán una atención mucho más rigurosa en todas esas playas que en años anteriores se han visto con gran afluencia de personas, con el fin de evitar la propagación del virus.

«Nosotros como Instituto de Turismo también hemos hecho desplazamientos de nuestro equipo para apoyar en este control de las playas en los puntos más importantes como lo son La Ceiba, Tela, Omoa, Puerto Cortés, el Lago de Yojoa y la zona sur, entre otros», finalizó.

 

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *