Feroz competencia Puerto Cortés-Santo Tomás de Castilla (VIDEO)

septiembre 28, 2017

Para la CEPAL no ha pasado desapercibida la agitación comercial en el Golfo de Honduras, motivada por dos puertos en férrea competencia: Puerto Cortés y Santo Tomás de Castilla en Guatemala.

Redacción

Actualmente se vive en Centroamérica una feroz competencia de tipo comercial, entre dos puertos marítimos, separados por unos cuantos kilómetros, los cuales se disputan el tráfico de carga regional y asiático, siendo Centroamérica la alternativa ideal al transitado y costoso paso por el Canal de Panamá.



Tanto Puerto Cortés en Honduras como Santo Tomás de Castilla en Guatemala han mejorado sus infraestructuras y sus procesos para volverse más competitivos ante la creciente demanda comercial.

Según datos de la CEPAL, 2016 fue un año de crecimiento y posicionamiento para Puerto Cortés, el cual logró despachar unos 1,348 barcos que recalaron en su bahía. Gracias a ese tráfico marítimo, Puerto Cortés movilizó unos 634,000 contenedores de carga, a razón de unos 40 movimientos por hora, ejecutados por un eficiente ejército de 574 trabajadores de la Operadora Portuaria Centroamericana, concesionaria del principal puerto del istmo.

Sin embargo, Santo Tomás de Castilla tampoco se quedó atrás en ese ciclo de 2016, logrando atender una mayor cifra de barcos, 1,492 naves según su administración, movilizando unos 614,463 contenedores de carga, 20 mil menos que Puerto Cortés, a razón de 28 movimientos por hora, un 30% menos eficiente que el puerto hondureño, y utilizando para estos movimientos el triple de personal, unos 1,500 empleados.

Más lejos se ubican otras dos alternativas: Nicaragua y El Salvador. En el caso de los pinoleros, su principal puerto, Corinto, ubicado en el Pacífico, movilizó unos 150 mil contenedores en 2016. Por su parte, El Salvador ha registrado un decrecimiento de un 11% en cuanto al tránsito y manejo de carga en sus puertos, motivado en gran parte por el fracaso del Puerto Cutuco, ubicado en La Unión, una magna obra que cumple 9 años y que en 2015 apenas recibió 25 naves.

Se vuelve crucial la decisión sobre el desarrollo de Amapala y su unión con tierra firme, lo cual impulsará un canal seco que servirá para posicionar a Honduras nivel mundial. Guatemala ya ha hecho lo propio, lanzando Puerto Quetzal en el Pacífico, aunque con varios problemas legales.

Esta agitación comercial en el Golfo de Honduras, motivada por dos puertos en férrea competencia, es una situación muy a tener en cuenta.