Factura eléctrica: un dolor de cabeza para los hondureños, para los salvadoreños no tanto… (VIDEO)

octubre 23, 2018

Los incrementos a la factura eléctrica en Honduras, o en cualquier país del mundo, solo pueden ser mitigados con ahorro, hasta que surjan fuentes alternas de generación no susceptibles al cambio climático. Mientras tanto, es preferible pagar la energía, a no tenerla…

REDACCIÓN



El costo de la energía eléctrica es algo más que un dolor de cabeza para los hondureños, siendo que Honduras depende casi en su totalidad de la generación térmica en base a combustibles fósiles, susceptibles a las variaciones de precio en el mercado internacional. Sin embargo, acá cerca, en El Salvador, la energía sufre cuatro ajustes al año… ¿Cómo se explica la situación salvadoreña?

La tarifa de energía eléctrica en El Salvador aumentó un 13% a partir de octubre. El nuevo costo del kilovatio hora es de 0.17 centavos de dólar, unos 4 lempiras con 12 centavos. El anterior precio era de 0.15 centavos, sufriendo un aumento de 2 centavos. A diferencia de Honduras, en el vecino país el precio de la energía se ajusta de forma trimestral, los días 15 de enero, 15 de abril, 15 de julio y 15 de octubre de cada año, cálculo realizado por las distribuidoras o generadoras.

El alza se justifica en la sequía experimentada entre julio y octubre. La dura canícula redujo la generación hidroeléctrica en El Salvador, su fuente más barata. En este período, los salvadoreños dependieron de del Sistema de Interconexión Eléctrica de los Países de América Central o SIEPAC, siendo este un 33.7% del total consumido, 189 gigawatts, seguido de la generación térmica, con un 31.3% o 175 gigawatts. El tercer rubro fue la generación geotérmica, con un 21% o 121 gigawatts. La generación renovable no convencional, como la energía solar, alcanzó un 2.1%, poco más de 11 gigawatts.

En El Salvador, al igual que en nuestro país, existe un subsidio para aquellas familias que consumen menos de 99 kilovatios mensuales. Por lo tanto, hay que tener muy en cuenta que si bien el costo de la energía eléctrica define varios factores de nuestra economía, como nuestro presupuesto personal o los costos de producción de bienes y servicios, los incrementos en Honduras o en cualquier país solo pueden ser mitigados con ahorro, hasta que surjan fuentes alternas de generación no susceptibles al cambio climático. Mientras tanto, es preferible pagar la energía, a no tenerla…

LEE TAMBIÉN: Los intereses de El Salvador no son los mismos intereses de Honduras… ¡pero nos terminan afectando! (VIDEO)