Expertos temen nueva ola de contagios de COVID-19 luego de las fiestas navideñas

diciembre 9, 2021

San Pedro Sula, Honduras 

En las últimas horas el presidente de la Asociación de Médicos del Seguro Social de la región noroccidental de Honduras, Carlos Umaña, mostró preocupación por la llegada de las fiestas de navidad de 2021, porque son un factor de riesgo debido a la aparición de la variante ómicron en el mundo y a los posibles rebrotes del COVID-19.



Umaña afirmó que es «cuestión de horas o de días» para que el país reporte la presencia de la nueva variante ómicron, tras confirmarse 17 casos de coronavirus, uno de ellos probablemente de ómicron, en un crucero de la compañía Norwegian llegado el domingo a Nueva Orleans (EE.UU.) y que hizo escala en Honduras.

Y no duda que la variante ya ande circulando en el territorio nacional y aun no haya sido detectada por las entidades sanitarias, pese a que la Secretaría de Salud (Sesal), comunicara que de los pasajeros contagiados en el crucero, tres de ellos no tocaron los suelos hondureños.

Proceso de vacunación

Umaña también mostró estar preocupado por la falta de las medidas preventivas contra el virus, entre ellas el proceso de vacunación, ya que asegura que para el año 2022 los pronósticos no son tan alentadores, puesto que siendo honduras un país con 9,5 millones de habitantes, más del  70 % son pobres,  en caso de darse una nueva ola de contagios por la falta de medidas sanitarias, las personas están en riesgo latente.

«Espero una nueva ola de contagios para el mes de enero (de 2022), si no tomamos ciertas medidas de bioseguridad y no mejoramos la vacunación, porque solo tenemos el 51 % de la gente vacunada», explicó Umaña.

Hasta el momento se han inmunizado 3.619.682 personas en Honduras con ambas dosis de las vacunas anticovid, 4.805.516 millones recibieron la primera y apenas 231.766 la de refuerzo, según cifras oficiales.

Adelantar la tercera dosis 

Ante la llegada de la temida variante ómicron, que apareció por primera vez en Sudáfrica, Umaña sugiere extremar las medidas de precaución y limitar los contactos lo más posible durante las fiestas navideñas.

El especialista hizo un llamamiento a la responsabilidad de la población que aún no se ha vacunado contra la enfermedad e instó a las autoridades hondureñas a reducir el tiempo de espera para recibir la dosis de refuerzo.

El Gobierno ha dispuesto un plan para vacunar con una dosis de refuerzo seis meses después de haber recibido la segunda, pero Umaña cree que es necesario reducir esa espera a tres meses.

La idea de suministrar la vacuna de refuerzo tres meses después de la segunda es bien vista por el viceministro hondureño de Salud, Roberto Cosenza, quien ha venido haciendo llamados a la población a que se vacune para reducir los contagios.

«Hay estudios científicos que han evidenciado que con el tiempo nuestro sistema inmunológico tiende a disminuir los anticuerpos y es necesario acortar esos seis meses, se pueden acortar a tres o cuatro», señaló Cosenza.

El funcionario dijo que las autoridades sanitarias analizan la medida de adelantar la dosis de refuerzo, una estrategia que ya se ha aprobado en otros países.

Carné de vacunación obligatorio

La inmunidad empieza a disminuir dos meses después de la segunda dosis, por lo que el epidemiólogo hondureño Fidel Barahona sugiere adoptar un esquema completo de tres dosis de la vacuna anticovid.

«Si adoptamos el esquema de tres dosis, el Gobierno se verá obligado a aplicarnos a todos las tres dosis de vacunas y no solo a un grupo», señaló Barahona en declaraciones a Efe.

Barahona afirmó que en Honduras existen «las condiciones epidemiológicas» para que una nueva ola del coronavirus haga acto de presencia después de las celebraciones navideñas, y pidió a la población no relajarse.

Barahona y Umaña coincidieron en la necesidad de exigir el carné o certificado de vacunación contra la covid-19 con pauta completa en los espacios públicos.

Desde el inicio de la pandemia, en marzo de 2020, unas 378.397 personas han dado positivo a la covid-19 en Honduras y 10.416 de ellas han fallecido, según datos del Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager).

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *