El hombre más peligroso del mundo

septiembre 15, 2020

Por Juan Ramón Martínez

La frase es escalofriante. Propio de un circo o de una arena de luchadores. Pero no se trata de eso. Se refiere al presidente Trump de los Estados Unidos. Y extraída de un libro popular que, sólo en inglés, ha vendido un millón y medio de ejemplares, en la primera semana después de que saliera de la imprenta. Que, además, no ha sido escrito por un demócrata rencoroso;  por un negro levantisco o por una mujer cansada de las ofensas machistas del actual inquilino de la Casa Blanca, sino que por la hija del hermano mayor del actual titular del ejecutivo estadounidense. Que, además, tiene credenciales para que la obra, más que una diatriba rencorosa en contra de su tío el Presidente Trump, sea un análisis psicológico del hombre que busca otros cuatro años más al frente de la Presidencia de los Estados Unidos. La autora, se llama Mary L. Trump, doctorada en psicología clínica. La autora del libro, titulado “Como una familia produjo el hombre más peligroso del mundo”, describe, de una manera bestialmente negativa, al candidato republicano, diciendo de él que “ha adoptado el engaño como un modo de vida”. El periódico Times, que ha tenido acceso al libro que comentamos, “destaca en su artículo que Mary Trump, una psicóloga clínica, no tiene ninguna duda de que el mandatario es un narcisista, ya que cumple con nueve criterios clínicos que apuntan a este tipo de trastorno mental”. La explicación de tal desajuste en la personalidad, lo atribuye al hecho de haber quedado traumatizado por su padre que le impidió “desarrollar y experimentar todo el espectro de emociones humanas”. 



Pero esto no es lo más importante de las conclusiones del libro que comentamos. Mary Trump, hija del hermano mayor del Presidente Trump, dice en el libro citado que “ el hecho es que, las patologías de Donald son tan complejas y sus comportamientos muchas veces tan inexplicables, que llegar a un diagnóstico preciso y completo, requeriría de una larga serie de pruebas psicológicas y neuro físicas que nunca se sentara a hacer”. 

La Casa Blanca, como era de esperarse, ha negado todas las conclusiones afirmando que las motiva el resentimiento. Los hermanos del presidente Trump, una vez muerto el progenitor, se enfrentaron en largas batallas judiciales por los derechos de la herencia. Y la información que ha circulado sobre la calidad de la familia progenitora del actual gobernante de Estados Unidos, permite concluir que ha sido una familia disfuncional, sin mayores muestras de afecto e incluso, una de las fuentes verificables, es una entrevista – sin que ella se diera cuenta – de la hermana mayor de Trump que, no supo que era entrevistada y que vertió opiniones muy negativas en contra de su hermano.

El libro, además, apunta a temas muy conocidos. Porque si algo caracteriza a Trump y que además de su vocación provocadora, es ser un hombre transparente en que sus posiciones y declaraciones son conocidas por todo el público. Que es un hombre adicto a la mentira, nadie lo duda. Que es un narcisista redomado, hay muchos ejemplos y declaraciones que lo confirman. Su rechazo hacia los fracasados, empezó con sus críticas en contra de John Mccain, al que calificó como un perdedor que no tenía nada de héroe, porque había permitido ser derribado de su avión y mantenido prisionero más de cinco años en Vietnam. Y su resistencia para visitar el cementerio en donde están enterrados los soldados estadounidenses que perdieron la vida durante la Primera Guerra Mundial, porque lloviznaba y “se le podía mojar su pelo”, confirma el poco respeto que le guarda a quienes han entregado sus vidas en favor de su país. Aunque lo ha negado, hay bastantes testigos, que, en efecto, lo dijeron, y trató a los muertos, como perdedores. Además, una fuerte acusación es que es un hombre que miente con frecuencia; que esconde los resultados de sus empresas—que en su conjunto han quebrado en seis oportunidades – no permite que los bancos den resultados de sus saldos y es uno de los pocos presidentes que se niega a dar a conocer los pagos del impuesto sobre la renta.

De modo que el libro, solo viene a corroborar lo que todos conocemos. Su mérito es que la autora es la hija mayor del hermano mayor de Donald Trump. Su especialidad como doctora en psicología clínica, le da suficiente autoridad. Y que logró una entrevista en que, otra pariente de Trump, confirma las afirmaciones de la autora.

Pero al margen de lo anterior, el libro hace una valiosa contribución. Pone a los electores, frente al personaje por el cual votaran o no. Es decir que, les proporciona valiosa información para que el votante, ejerza el acto de votar, con responsabilidad y conocimiento. Si en Honduras tuviéramos libros así, que desnudaran a los candidatos, el voto sería más efectivo porque sería más consciente; las instituciones estarían por encima de los caudillos, de los propietarios de los partidos y de los capataces de los pobres electores, reducidos a números manipulados emocionalmente.  

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *