El calvario de un ciudadano español que fue abandonado por una hondureña que lo estafó

junio 14, 2019

Le dijeron que no tenía terrenos, y que el dinero no lo había enviado él. Para colmo de males, Yenni le pidió la separación. De alguna forma, consiguió un divorcio falso y escapó con otro hombre. Por eso, la justicia anda en su búsqueda.



Las propiedades no le pertenecían porque no estaban  a su nombre. Y el divorcio falso lo obligaba a pagarle tres mil lempiras mensuales a los suegros para cuidar a Rubí.

Sin nada, pidió dinero a su madre en España. Ella le envió lo suficiente para que saliera del país, sin embargo, en el aeropuerto no le permitieron irse con Rubí ya que no tenía autorización de la mamá.

Por si fuera poco, inauguró un restaurante en Tegucigalpa, que iba a bien, pero a los meses debió cerrar por los cobros de extorsión.

Para Jaume, lo peor fue cuando su suegra lo corrió de la casa. Aunque, después sufrió un infarto y lo atropelló una motocicleta, dejándolo cinco días en coma.

Lo peor, es que el conductor de la moto lo quiso denunciar. Tuvo que pagarla para evitar el proceso.

Para luchar por su Rubí, escribió la historia en un libro que vende en las calles. Al conocerse su historia, varias personas decidieron ayudarlo, incluso un hondureño que le pagó el viaje de vuelta a España.

Los familiares de Yenni, por otra parte, aseguran que todo es un invento  de su imaginación.