EE.UU.: Esta semana sentencian a expolicías hondureños

febrero 5, 2018

Las investigaciones contra los exagentes policiales iniciaron desde 2004 hasta 2014

 

 



Estados Unidos 

En el transcurso de esta semana tres ex policías hondureños, acusados por tráfico de drogas, serán sentenciados por la Corte del Distrito Sur de Nueva York, Estados Unidos.

De tal manera que, este martes en horas de tarde, el expolicía Víctor Oswaldo López Flores conocerá el veredicto que se le impondrá luego de declararse culpable en uno de los tres cargos que lo acusa la Corte del Distrito Sur de Nueva York.

Lea aquí: COSTA RICA: Predicador y periodista a segunda vuelta presidencial

Por lo que, la a cargo del juicio, Lorna Schofield, definirá la suerte que correrá López Flores, ya que hasta ahora enfrenta a una sentencia de hasta 17 años, así como cuatro años de libertad vigilada y una multa que puede llegar hasta cinco millones de dólares, de acuerdo con el valor que esa corte estime que obtuvo mientras fue colaborador para el tráfico de drogas.

López Flores será el primero de los seis expolicías en ser sentenciado, tras su entrega voluntaria en el 2016 a la justicia estadounidense.

Mientras, que los otros dos  expolicías Mario Guillermo Mejía Vargas y Carlos José Zavala Velásquez, se presentarán a la Corte del Distrito Sur de Nueva York, este jueves para recibir la condena.

La jueza Schofield, también será quien emitirá el fallo a los dos policías ante mencionados acusados de conspirar para traficar drogas a Estados Unidos, ya que también está a cargo del caso.

Un acuerdo de colaboración voluntaria podría incidir en los años que se les dictará por aceptar uno de los tres cargos que la Fiscalía Federal sustentó en su contra.

Vea aquí: Dreamers se toman calles de L.A. para exigir una solución a DACA

Las sentencias contra los tres expolicías, aunque en días diferentes, serán dictadas en la sala 1,106 del Palacio de Justicia Thurgood Marshall en el distrito de Manhattan, Nueva York, es decir, la misma donde sentenciaron a Fabio Lobo el año pasado.

Antecedentes del caso

Las investigaciones contra los exagentes policiales iniciaron desde 2004 hasta 2014, pero una trampa de la Agencia para Administración de Narcóticos (DEA), evidenció la alianza que los entonces oficiales de policía tenían con Fabio Lobo, hijo del expresidente Porfirio Lobo Sosa.

Esa reunión, que fue grabada por los agentes de la DEA, mostró cómo los uniformados daban apoyo logístico y proporcionarían seguridad para el traslado de un cargamento de droga que pasaría por el país.

Esa acción fue suficiente para qué dos años después, en el expediente que se le sigue a Lobo, se incluyera el caso de los policías.

Que finalmente, esta semana Víctor Oswaldo López Flores, Mario Guillermo Mejía Vargas y Carlos José Zavala Velásquez, conocerán su dictamen final.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *