Widget Image
Llega a Roatán megacrucero con mas de 8794 personas

El barco y el espíritu de Roatán


TEGUCIGALPA, HONDURAS

Una de las debilidades que como nación tenemos los hondureños, es que somos incapaces de reconocernos en las diferentes idiosincrasias que prevalecen en las diferentes regiones del país, porque aunque somos un país pequeño a pesar de las cortas distancias que hay entre nuestras ciudades, en cada región y cada ciudad, el hondureño tiene su forma de pensar, y nunca hay pensamientos uniformados entre las personas de la costa norte o de la parte occidental, con la gente del centro, de la zona oriental o del sur. En cada sector o región las personas tienen su espíritu especial, desde los que son más cordiales y amistosos hasta los más huraños y los escasos de cortesía.

Todos los hondureños, aunque vivimos en el mismo país, tenemos un sello distinto de pensamiento y actitud, según donde vivamos, y eso no es especial como país, porque igual sucede en los países de gran extensión y tamaño. Pero hay una parte de Honduras donde hay un espíritu muy excepcional, quizás por la ubicación del territorio que está enclavado en la profundidad del Mar Caribe, y porque allí les azota el sol de una manera inclemente, pero al mismo tiempo están ventilados  por las refrescantes brisas marinas de día y de noche. Cada año, durante la semana santa que nos desplazamos a Roatán, nos complace disfrutar de una cordialidad ilimitada de sus habitantes. Nos encanta su espíritu y su forma de ver las cosas, derivado de sus raíces anglosajonas en gran parte, y por la naturaleza del diario vivir que hay en esa isla mayor del archipiélago Islas de la Bahía.

Estos días, Roatán se ha engalanado de mil maneras para recibir a más de 7 mil turistas que llegaron a bordo del inmenso crucero Allure of the Seas, un barco gigantesco que mide 18 metros de altura, una auténtica ciudad flotante que está entre los tres cruceros más grandes del mundo. A Roatán llegan semanalmente varios cruceros, a los dos puertos, tanto al Mahogany Bay como al Town Center, por lo que para los roatanes no es novedoso ver cada mañana a una de estas moles que navegan, aproximarse a cualquiera de los muelles. Nada más que esta vez, la llegada del Allure of the Seas si fue una novedad, porque ya no eran dos mil personas, sino más de 7 mil que llegaban a inundar nuestra pequeña isla. Y resultó como se pensaba, algo verdaderamente impresionante. Y las autoridades respondieron como debe hacerse en estos casos: el Ministro de Turismo en persona, el gobernador departamental y demás funcionarios locales, estaban a buena mañana este día, aguardando la llegada del enorme crucero y dándole la bienvenida a los turistas.

Hay que estar unos días en Roatán para apreciar cómo se enciende el espíritu de la gente cuando llega un crucero, que para ellos se convierte en una razón de vida, porque el flujo de turistas que desciende de cada barco produce una derrama económica que fortalece la economía de los habitantes y de la isla en general. El Allure of the Seas y sus más de 7 mil turistas viajeros pudieron haber dejado unos 600 mil dólares de derrama, según estimaciones del Ministro de Turismo. Naturalmente que esto es bueno para los habitantes, para los comerciantes y para la isla en general, pero los líderes locales reconocen que Roatán debe prepararse más para explotar mejor el turismo.

Esta semana santa pasada, junto a los amigos Armando Euceda y Pedro Saavedra tuvimos un afortunado encuentro con dos líderes locales como son los empresarios Julio Galindo y Kail Mac Nab, previamente hablamos con Jerry Hinds, el alcalde de Roatán, para analizar aspectos de necesidad de la isla. Uno de ellos es la reconstrucción de la carretera troncal de Roatán, y nos da alegría anunciarles que ya apareció en La Gaceta la licitación de la obra, de manera que pronto el gobierno reconstruirá por completo esa importante carretera que cruza a Roatán de punta a punta. Lo más importante que los tres empresarios nos plantearon es la urgencia de transformar el sistema de educación pública de la isla en un modelo de educación bilingüe, para que todos los habitantes, nativos o foráneos, hablen inglés a la perfección, porque solo de esta manera le podrán brindar una atención con excelencia a los turistas que por lo general solo hablan inglés.

A ellos les informamos que en una breve reunión que tuvimos con el Ministro de Educación, licenciado Marcial Solís, al plantearle la solicitud de los líderes de Roatán nos manifestó que la iniciativa era perfectamente posible y que solo había que elaborar el proyecto, en lo que contaremos con el apoyo de los funcionarios de la misma Secretaría de Educación.

Este apoyo de nuestra parte es espontáneo, porque cuando uno llega desde tierra firme a Roatán, lo primero que percibe es que sus habitantes pasan sedientos de conectarse con los sectores que toman las decisiones en la capital. Y de nuestra parte lo menos que podemos ofrecerles, es hacer gestiones para ayudarles a que sus peticiones sean escuchadas por los niveles que adoptan las decisiones del país.

El espíritu de la gente de Roatán está en el mar, ellos viven del mar porque del mar es de donde les llega toda su vida: trabajo, actividades, alimentos y la alegría. Porque, qué bello es el mar de Roatán, especialmente la zona del West Bay donde están las mejores playas, el mar azulado y los grandes hoteles, donde el Mayan Princess es de lo mejor en hoteles. Ante Roatán y su gente nos rendimos en admiración, porque en Roatán la vida se vive a lo grande. ¡Qué viva por siempre Roatán!

Así son las cosas y así se las hemos contado hoy jueves 10 de mayo de 2018.