Atentan contra el periodista Félix Molina

mayo 3, 2016

El periodista hondureño, Félix Molina resultó herido de bala en un atentado que sufrió en Tegucigalpa.

«Lamentablemente seguimos habitando un país de alto riesgo donde los periodistas que ejercemos la profesión de manera independiente y tocamos los temas sensibles estamos expuestos a estos hechos», dijo Molina a Efe en una escueta comunicación telefónica desde el hospital.



Agregó que el conductor del taxi en que se conducía le «salvó la vida porque aceleró el vehículo al ver que estaba en peligro».

«Me considero sobreviviente de la violencia, porque las heridas pudieron afectar partes vitales de mi cuerpo», indicó Molina.

Según Molina, pudo haber recibido dos disparos de bala, porque tiene «cuatro agujeros, dos en cada pierna», que serían orificios de entrada y salida de cada uno de los balazos que recibió.

Molina trabaja como periodista independiente y apoya a diversas emisoras de radio comunitarias de su país.

Según el portavoz del Hospital Escuela Universitario, Miguel Osorio, Molina habría recibido cuatro disparos en las piernas, todos con orificio de salida.

Añadió que, según informes de los médicos, las balas no le tocaron partes vitales, «solamente músculos» y que «está fuera de peligro».

«Estamos ante otro atentado criminal contra periodistas hondureños», dijo a Efe la coordinadora del Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras, Bertha Oliva, a quien Molina pidió que llegara al hospital y que condenó el «hecho repudiable».

«Confiamos en que la situación de su salud no se complique. Por ahora su situación es aparentemente estable. Al parecer, por lo que he visto en sus piernas, recibió dos disparos, con orificio de salida», agregó.

Unas seis horas antes del atentado, Molina hizo circular un mensaje en el que decía que «un hombre y una mujer, jóvenes, armados, no tienen feriado en el semáforo del Clarión», un hotel de Tegucigalpa.

«No hay policías, ni militares. El taxista espera turno en el semáforo, es un día caliente y uno se siente algo pesado. Dos malabaristas golpean machetes falsos enfrente de todos y distraen y atraen», añade el mensaje.

«La joven rubia se desliza sigilosa con el arma en la mano pegada al taxi, mientras el hombre tira de mi brazo derecho y me ordena entregarle el teléfono y, a la vez, ordena a la mujer !disparale!».

«El conductor, que los sigue por el retrovisor, arranca, brusco, oportuno, y escapamos de los rapaces. !ufff, el país que habitamos!», indicó Molina.

Más tarde, en el mismo sector, sufrió el atentado, indicó Molina a Efe en la breve comunicación telefónica.

En 2013 Félix Molina fue galardonado con Premio Samuel Chavkin para la Integridad en el Periodismo Iberoamericano, otorgado por el Congreso Norteamericano sobre América Latina (NACLA).

Ese galardón es otorgado cada 18 meses a un destacado periodista investigador o documentalista en América Latina o el Caribe, cuyas publicaciones periodísticas denuncien las injusticias, opresiones y luchas de los movimientos a favor de la justicia social y la democracia.

EFE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *