Asesina a su esposa y a sus dos hijas por una insólita razón

septiembre 21, 2019

El tipo estaba cansado de los regaños de su esposa

Canadá

A cadena perpetua condenaron a Jacob Forman de 35 años, por el asesinato de su esposa y sus dos hijas menores de edad en Columbia Británica, Canadá.



Los hechos indican que Forman llegó a su casa en estado de ebriedad y Clara, su mujer de 33, le reclamó que siempre venía ebrio.

El hombre, enfurecido, tomó un mazo de la cocina y la comenzó a golpear en la cabeza hasta matarla.

Después de matarla, escondió el cuerpo en el garaje y comenzó a idear un plan para deshacerse también de sus dos hijas, Yesenia y Karina, de 7 y 9 años respectivamente.

En un momento en el que las niñas estaban jugando distraídas, aprovechó para estrangularlas hasta asfixiarlas.

Tras el triple homicidio el asesino comenzó a hacer una vida totalmente normal, acudiendo al trabajo el mismo día de los hechos. Pero unos días después, un compañero de trabajo fue a su casa y el acusado le confesó que su esposa le había abandonado y se había llevado a las niñas.

Sin embargo, algo hubo que hizo sospechar a su compañero hasta tal punto que éste llamó a la policía. Cuando los agentes acudieron a la casa, encontraron los cuerpos sin vida de la esposa y las niñas.

Forman ha sido acusado por el triple asesinato a cadena perpetua. Ha admitido los hechos y ha intentado aclarar que mató a sus hijas para ahorrarles el sufrimiento de descubrir que su padre había asesinado a su madre.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *